La Duquesa de Alba podría convertirse en Cayetana I de Escocia