El presunto 'descuartizador de Majadahonda' no recuerda nada