La pequeña Dania disfruta del colegio después de haber vencido al cáncer