Un policía de Baltimore, suspendido después de agreder brutalmente a un hombre