El padre de la niña secuestrada cree que se la llevó alguien que conocía a la familia