La UE recibe este lunes en Oslo el Nobel de la Paz marcada por una de sus peores crisis