Una explosión por una fuga de gas deja ocho heridos en Río de Janeiro