Martin, Krystel y Lü, las víctimas de el atentado de Boston