Trump resucita sus racistas promesas electorales tras el atentado de Berlín