Casado salva su liderazgo: la universidad y la Fiscalía no ven delito en su licenciatura ni en su máster