Rajoy destaca la moderación del PP, un partido que "no es esclavo de las modas"