La derogación de la prisión permanente sigue su curso en el Congreso