El abandono escolar temprano se sitúa por primera vez en España por debajo del 20%