Los mayores de 26 años sin cotizar pagarán la asistencia sanitaria