Sáenz de Santamaría: "Esta farsa no lleva a ningún lugar"