Rubalcaba se compromete a mantener las políticas sociales