El Rey: "¡Esta usted mejor que yo!"