El cabecilla de la Trama Gürtel financió cientos de viajes al Gobierno de Aznar