Barcelona se llena de manifestantes tras las detenciones y los registros