El amargo trago de Hernando: Tarda 15 minutos en pronunciar la palabra abstención