Rubalcaba afirma que el Gobierno "insulta la inteligencia de los más débiles"