"No es mi presidente": En pie de guerra contra Trump