Rato lanza un mensaje tranquilizador a los clientes de Bankia