Mariano Rajoy lanza un mensaje de tranquilidad a los mercados