El Euríbor cierra el año abaratando las hipotecas en 1.000 euros