El fondo social de viviendas irá destinado a familias desalojadas desde enero de 2008