La concesión de hipotecas se modera hasta el 25,5 por ciento