Cada vez es más frecuente la adicción al juego en la etapa adolescente