Edurne hace los honores: levanta la campana con el plato ganador