No saber el color del submarino de los Beatles vale 3000 euros