Montoro, reprobado: “Hay que aceptarlo pero no tiene ninguna consecuencia”