La Guardia Civil encontró relojes por valor de 100.000 euros en una caja fuerte de la mujer de Ignacio González