El problema de las pensiones: la diferencia entre los salarios de hoy y los de ayer