Xulio Ferreiro: “Se puede no llegar hasta donde las expectativas nos habían puesto, pero no significa que sea una catástrofe”