Lucifer tiene conmocionada a Petra: de muerto, a disecado, pasando por incineración