Un chándal fluorescente pone a prueba la amistad de Velasco, Tito y Maxi