Pedro, un navarro con huerto en Kenia