"¡No echad a mi niña!"