Toneladas de basuras taponan el río