Mario sufrió un accidente que le dejó sin las manos y pasó un año sin poder andar