El loft se le está quedando pequeño a Castle y Beckett