Ricardo Labarga, partidario de una cloud “híbrida”, mezcla entre la pública y las privadas