Iker, el ‘p***o amo’ de Cuenca, quiere enamorar a Russia