El debate electoral a cinco habría costado más de 700.000 euros