El supuesto chamán, en libertad