Kerry, "el trabajo no ha terminado" pese a la entrega de Siria de sus armas químicas