"Ha habido una alegría hipotecaria y lo estamos pagando muy caro"