Una guerra de hermanos que acaba en corazonada: ¡Aciertan en la ronda final!