Tras el paso de dos zombis, todos los vecinos de Drakelow desaparecieron o murieron