Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La periodista detenida en Sevilla queda en libertad con cargos

Ana García declara después de ser puesta en libertadInformativos Telecinco

La joven operadora de cámara de televisión de 'laSexta' que fue detenida este sábado durante un acto de apoyo a 18 familias que han ocupado un bloque de viviendas en la calle Lumbreras de Sevilla, cerca de la Alameda de Hércules, ha asegurado encontrarse "indignada" porque "nunca en ocho años en la profesión" había vivido una situación como la de este sábado. "Me quitaron la cámara y me metieron en el furgón", ha indicado.

Ana ha relatado cómo pasó el día cubriendo la 'Jornada por la Vivienda' organizada por distintos colectivos andaluces en Sevilla como cámara 'freelance' para los informativos de 'laSexta', incluyendo la manifestación que partió del Parlamento andaluz y que pasó por delante de bloque de pisos que había sido ocupado dos días antes por 18 familias en la calle Lumbreras.
"La manifestación siguió adelante y yo me quedé para grabar totales a las personas que había en el edificio. En un momento llegó la Policía y se dirigieron a hablar con los que estaban allí y me quedé para grabarlo", ha señalado. Así, ha apuntado que uno de los agentes se acercó a ella para pedirle su identificación.
"Yo le di mi DNI, pero cuando me pidió que le entregase la cámara le dije que no. El agente se quedó con mi carnet y se alejó a hablar con otras personas. Fue entonces cuando llega otro policía y me vuelve a pedir la documentación, y cuando le dije que lo tenía su compañero, me quitó la cámara y me montó en el furgón", ha manifestado.
En el vehículo policial alejado del lugar permaneció durante "aproximadamente una hora", según cuenta, aunque antes pudo ver "el bullicio". "Hubo palos. Vi perfectamente cómo la Policía le pegaba a una mujer que llevaba bolsas de la compra en las manos", ha señalado.
Posteriormente fue trasladada a la comisaría de Blas Infante, donde permaneció una hora "sin saber si estaba detenida o me llevaban para identificarme". Finalmente, le comunicaron que se encontraba detenida por "desobediencia", entre otros cargos, por lo que la trasladaron al calabozo, donde ha permanecido durante la noche hasta pasadas las 12,00 horas de este domingo, cuando ha sido trasladada a los juzgados.
La joven ha sido puesta en libertad a mediodía de este domingo junto con los otros cuatro detenidos, varones de entre 34 y 64 años de edad, todos ellos con cargos de desobediencia y atentado a la autoridad, lesiones, altercados y ocupación, según han informado a Europa Press fuentes cercanas a los detenidos. La cámara con las imágenes grabadas no le ha sido devuelta, según ha apuntado.
Estudiantes de periodismo condenan la detención
La detención de esta operadora de cámara ha provocado el "rechazo" por parte de los representantes de estudiantes de la Facultad de Comunicación de Sevilla, que "no es más que un ejemplo de la crisis del sector de la comunicación".
"Los profesionales de la comunicación ejercemos la labor social de informar a los ciudadanos de lo que ocurre en la actualidad. Sin embargo la represión policial y la censura ejercida por los gobiernos limitan cada vez más nuestra función. Ambas atentan contra los derechos fundamentales de libertad de expresión e información recogidos en nuestra constitución, vulnerando la realización de una profesión digna e impidiendo que la información sea conocida por todos los ciudadanos", han indicado en un comunicado.
También han destacado que Ana García "ha sido detenida por no contar con una acreditación de prensa respaldada en un contrato laboral, lo que muestra una vez más la situación de vulnerabilidad en la que tenemos que trabajar los profesionales de la comunicación".